sábado, 6 de septiembre de 2014

¿POR QUÉ NO GANO MASA MUSCULAR?

Hago de todo pero no consigo masa muscular 

1. Entrenas sólo en la sala de pesas. La diferen
cia entre ejercicio aeróbico y anaeróbico ya forma parte de la cultura popular, la idea básica está en que si quieres perder grasa, tienes que hacer ejercicio aeróbicos como correr, nadar, bicicleta, elíptica, etc. y si quieres ganar músculo tienes que ir a la sala de pesas y trabajar los grupos musculares que quieres potenciar con mucho peso y pocas repeticiones. Esto es lo que se dice… pero si llevas varios meses calentando asiento en la sala de pesas y no ves que tus bíceps hayan ganado ni unos milímetros, algo va mal. De igual forma que corriendo no se pierde toda la grasa extra y a muchos corredores les recomiendo pasarse un par de días por una clase con cargas para perder la grasa que les queda, también a los que quieren lucir cuerpo de vigilante de la playa les recomiendo ponerse las zapatillas y correr un par de días para conseguir musculatura.

EL CAMBIO SPORT LIFE: Ganar músculo requiere un entrenamiento específico en el que prime el trabajo muscular bien con tu propio peso (fondos, sentadillas, abdominales, dominadas, etc.) o con cargas (kettlebell, gomas, mancuernas, barras, etc.) pero si lo acompañas con otro tipo de deportes aeróbicos que te ayuden a quemar grasas y que hagan trabajar otros grupos musculares como natación o bicicleta, no sólo conseguirás musculatura extra, también será musculatura de calidad, pues se ha entrenado acoplando la fuerza muscular al movimiento, la propiocepción, la agilidad y la resistencia entre otross muchos factores. Y el músculo de un "deportista completo" no es tan fibroso y voluminoso como el de gimnasio, pero es natural y suele gustar más. 

2. No entrenas para ganar músculo. Si te dedicas a los ejercicios aeróbicos que comentaba en el punto anterior: correr, nadar, bicicleta, steps, etc. seguramente tengas un cuerpo delgado pero no musculado. Es divertido intentar reconocer a persona corredora porque tiene piernas fuertes y tronco y brazos débiles, a un ciclista por sus potentes gemelos y cuádriceps, a un nadador por su bien formada espalda y a un "musculitos de gimnasio" por sus músculos hipertrofiados. 

EL CAMBIO SPORT LIFE: Pocos deportes son tan completos que consiguen un desarrollo muscular global, por eso cada vez se trabaja más con entrenamientos "funcionales" y menos con pesas, desde el "entrenamiento funcional", a las gomas, las pesas rusas, el TRXs, el CrossFit, etc. Cada vez salen más actividades que se basan en circuitos variados y muy completos para trabajar diferentes grupos musculares en movimiento. Tienen la ventaja de que son actividades más divertidas y se obtienen resultados a corto plazo, tanto a la hora de ganar masa muscular como de perder la grasa que sobra, evitando lesiones y creando un cuerpo armonioso, más acorde a la moda actual. 

3. Tienes musculatura "oculta". La musculatura fantasma existe, pero no es ningún misterio, es la musculatura que tienes debajo de la grasa, cuanta más capa de grasa la rodea, menos se ve. Sí, debajo de esa barriguilla de oso hay unos abdominales esperando a ver mundo, ¿a qué esperas para dejarlos ver mundo? 

EL CAMBIO SPORT LIFE: Basta con que pierdas unos kilos para que se vea que tienes una buena musculatura que te has currado durante años haciendo ejercicio, porque todo ese sacrificio ha dado frutos, pero sino pierdes la grasa con una buena dieta, la grasa seguirá siendo tu segunda piel, tapando al músculo. 

4. Tu dieta no te ayuda. Todos sabemos que para ganar músculo hay que seguir una dieta proteica, porque las proteínas aportan los aminoácidos que necesitan los músculos para crear y regenerar el tejido muscular que se está trabajando durante el entrenamiento, por lo que si no sigues una dieta equilibrada, no verás resultados. Las dietas proteicas no tienen porque ser estrictas, la mayoría de nosotros tomamos más cantidad de proteínas de las que necesitamos cada día, piensa que los expertos recomiendan tomar entre 0,8 y 1,2 g de proteína por kilo de peso al día, lo que quiere decir que una persona de 70 kilos de peso necesita una media de 70 gramos de proteína, y 200 g de pechuga de pollo a la plancha ya te aportan 66 gramos y son dos filetes de tamaño mediano. 

EL CAMBIO SPORT LIFE: Sigue una dieta equilibrada, si quieres ganar músculo, procura tomar alimentos proteicos bajos en grasas como carnes magras, pescados, huevos, lácteos desnatados, legumbres, aves, conejo, frutos secos, sin dejar de tomar carbohidratos, simplemente escogiendo los de bajo índice glucémico, y las grasas vegetales sanas. 

5. Confías plenamente en que el músculo es cuestión de pesas y suplementos. La publicidad ha simplificado el mundo del músculo, parece que si haces pesas y tomas batidos de proteínas, ya te llenas de músculo. Así que ahorras un poco y te compras los mejores suplementos, le añades creatina para ganar volumen y carnitina para reducir grasas, y te alimentas de cafés, latas de atún, batidos, arroz integral, piña y pollo, mientras vas al gimnasio a hacer tus ciclos y mesociclos frente al espejo y corres en ayunas emulando a Rocky para quemar grasas. Tu cuerpo ha cambiado en unos meses, has adelgazado una barbaridad, se te caen los pantalones y se te marcan las costillas y los pómulos, pero no ves el músculo con el que soñabas, y más sacrificios ya no puedes hacer. El problema es que estás llevando tu cuerpo al límite, posiblemente tu porcentaje de grasas sea el más bajo que has tenido nunca, si eres una mujer puede que hayas perdido la regla, piensas que te quedan estupendamente tus vaqueros, pero ya no llenas el sujetador, y no tienes energía, te vas arrastrando durante el día. Te has pasado de la raya. 

EL CAMBIO SPORT LIFE: Si no vives del fitness o del boxeo o algún deporte parecido, ¿por qué haces una mala imitación de lo que ellos hacen? En su caso tienen entrenadores, nutricionistas, médicos, fisioterapeutas y una familia detrás que les apoyan y ayudan a estar en forma y conseguir resultados profesionales, pero es que viven de ello y consiguen el cuerpo musculado con el que sueñas porque entrenas más de 4 horas en la mayoría de los casos para conseguirlo, lo que intentas imitar con tus pesas, dieta y suplementos te puede dar buenos resultados, pero el sacrificio no merece la pena si tienes que trabajar 8 horas al día, llevar a los niños al colegio, salir con los amigos, cocinar y limpiar la casa. Piensa que cuerpo y que vida quieres… a lo mejor esa persona que tiene el cuerpo que tu deseas se cambiaría por ti sin dudarlo. 

6. Nunca tienes suficiente músculo, quieres más. Tu entrenamiento y dieta están calculados al milímetro, conoces bien las rutinas de ciclos y mesociclos para entrenar, controlas todo lo que entra en tu boca y conoces la cantidad de proteínas que hay en cada alimento. Te dejas medio sueldo en suplementos proteicos, de aminoácidos, de carbohidratos con proteínas, de creatina, de BCAAs (aminoácidos ramificados), de carnitina, etc. Confías en la ciencia plenamente y eres capaz de poner el despertador cada 3 horas por la noche para tomarte un batido de proteínas y no caer en el temido ‘catabolismo’ (degradación muscular), tu familia y amigos te han dejado por imposible, y empiezan a sospechar que tienes un problema y que deberías ir al psicólogo. El caso es que has conseguido mejorar tu cuerpo, lucir músculos pero no tienes el cuerpo que quieres, porque parece que has llegado a un tope y no ganas más masa muscular y por supuesto, ni se te ocurre recurrir a la "ciencia ilegal" y doparte con sustancias prohibidas para conseguir más músculo, pero algo te falla. 

EL CAMBIO SPORTLIFE: Cambia tu dieta y tu entrenamiento y ponte al día, hasta las personas que se dedican profesionalmente al culturismo o al mundo del fitness ya lo han hecho. Te has quedado en el pasado, en las viejas rutinas del batido de proteínas, el atún y las pesas, y si bien es cierto que tu cuerpo está fenomenal, tiendes a la "vigorexia", una nueva enfermedad que se da en los "adictos al músculo" que piensan que no tienen suficiente masa muscular y quieren más volumen, más músculo. Olvídate del gimnasio con las pesas y los espejos y los batidos cada 3 horas, desengánchate y sal al mundo. Vas a ver que en el mundo normal, estás fenomenal, tienes un cuerpo envidiable que puedes mantener con una dieta proteica normal y uno o dos batidos, como mucho al día. Prueba un mes de CrossFit, el deporte del fitness, verás como mejora tu cuerpo y tu mente. 

7. Lo has intentado todo y no consigues ganar músculo. Te castigas en la sala de pesas, levantas pesos, haces las repeticiones que te indican, sigues una dieta proteica, ni te acuerdas de la última vez que comiste un dulce y tomas tus batidos proteicos justo después de entrenar, por eso de aprovechar la "ventana metabólica" que te han dicho que se mantiene 20 minutos después de terminar y permite a tus músculos aprovechar los aminoácidos… pero nada, es que eres una de esas personas a los que estos consejos les hacen engordar, o al revés adelgazar, que hay los dos extremos porque la genética manda… ¿tiras la toalla? No. 

EL CAMBIO SPORT LIFE: Cuando lo has hecho bien y no funciona, lo mejor es recurrir a un entrenador profesional, una persona cualificada que te asegure resultados, o al menos que no te cobre lo que cuesta si es de los buenos si no consigues los resultados. Te aseguro que existen esas personas, muchas de ellas son colaboradores de Sport Life y hemos visto su trabajo y han escrito artículos contando sus métodos. Son personas serias porque nuestra filosofía es no publicar las dietas o los entrenamientos que no son saludables, así que si nosotros confiamos en ellos ¿Por qué no pruebas? Y si el problema es económico, apúntate al "Club Pérdida de Peso" de Sport Life cada año escogemos a una persona para que adelgace o pierda grasa con nosotros y lo cuentes como un ‘"antes y un después", son nuestros proyectos solidarios y te puede tocar a ti que te adelgace nuestro equipo. 
 http://www.sportlife.es/salud/articulo/por-que-no-gano-masa-muscular

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, se respetuoso.
Gracias